Categoría: Te puede interesar…

Diez consejos para viajar con su mascota (BBC Mundo presenta una lista de consejos a la hora de viajar)

Viajar con mascotas puede ser toda una aventura, sobre todo para los animales primerizos.
No hay más que ponerse en su lugar, perro, gato o lo que sea, pasar horas y horas en una bodega oscura y fría y ruidosa a 10.000 metros de altura no es un trago agradable.
Pero una cierta preparación y seguir unos pocos consejos básicos puede ahorrar más de un disgusto y facilitar enormemente la labor.

1- Compare precios

Llevar la mascota abordo, sea en la bodega o en la cabina de pasajeros, puede suponer una diferencia enorme en el precio del billete.
Las aerolíneas siempre cobran gastos administrativos por la mascota, pero la cantidad varia de forma sustancial. Por eso, lo mejor, es investigar bien las tarifas de diferentes empresas.
Muchas compañías tienen un límite al número de mascotas que permiten en cada vuelo, por eso es importante que la reserva se haga lo antes posible. Y que además sea confirmada entre 24 y 48 horas antes de la partida.

2- Vuelo directo

Es posible que con escala sea más barato llegar al destino, pero a la mascota le facilitará mucho el trago, sobre todo porque le ahorra los fuertes cambios de presión que experimenta el avión al tomar altura y descender. Igual que sobre todo a los bebés les duelen los oídos, también los animales pueden ser especialmente sensibles a esos cambios.

3- Prepare una buena jaula

Verse encerrado en la claustrofóbica jaula en la que exigen las aerolíneas es suficientemente claustrofóbico como para que además sea demasiado pequeña. Por eso conviene invertir en hacerse con una que resulte adecuada y lo más confortable posible, que le permita levantarse y girar sin golpearse la cabeza.
Resulta esencial que esté equipada con lo adecuado para que el animal pueda tomar agua y comer.
Una buena idea es dejarlo con alguno de sus objetos favoritos, ya sea uno de sus juguetes o hasta una alfombra de casa.

Viajar con animales de compañía

Antes de iniciar un viaje debes tener en cuenta las normas sanitarias de cada pais al que viajas, y así evitar situaciones poco agradables para los animales, con inmovilización de las mascotas en instalaciones de cuarentena o la reexpedición del animal al país de origen.

Si el número de animales de compañía que transporta una persona o su representante es superior a cinco se considerará partida comercial y se le aplicarán las normas de importación.

 Cosas que debe saber:

  •  Animal de compañía: Perros, gatos, hurones que viajen en el mismo medio de transporte que su dueño (o un representante de éste).
  •  Acondicionamiento para viajes aéreos: Los animales deberán ir debidamente acondicionados en jaulas o contenedores que pueden ser obtenidos de la compañía aérea. La jaula tendrá una identificación clara de la dirección y teléfono del propietario. Comunique a su compañía aérea su intención de viajar con un animal de compañía.
  •  Representante del propietario: Cualquier persona que se responsabilice del animal durante el viaje en representación del propietario.
  •  Sistema de identificación electrónico – Microchip (norma ISO 11784 o el anexo A dela norma ISO 11785)
  •  Pasaporte: Documento oficial establecido para los animales de compañía de origen comunitario.
  •  Vacunación antirrábica: Se realizará con una vacuna inactivada de por lo menos una unidad antigénica por dosis (norma OMS).

Viajar con tu mascota al Reino Unido

Desde el 1 de enero de 2012 es más barato y fácil viajar al extranjero con nuestras mascotas, ya que, a partir de esa fecha, el Reino Unido armonizó sus normas sobre la circulación de mascotas con el resto de Europa. El Plan de Viaje de Mascotas opera con éxito en toda Europa desde 2004.

Todos los animales tienen que estar vacunados contra la rabia y los perros, además, tendrán que estar tratados contra la tenia, además de realizarles controles exhaustivos antes de permitirles la entrada al Reino Unido.

El Ministro de Protección Animal, Lord Taylor, dijo:

“La ciencia ha hecho extraordinarios avances desde que se introdujo la cuarentena allá por el año 1800. Ahora hemos mejorado enormemente las vacunas y los tratamientos, pero no hemos actualizado nuestros anticuados sistemas para reflejar este hecho, lo que causa una carga innecesaria a los propietarios de mascotas que necesitan llevarse sus animales al extranjero.

Ya era hora de que hiciéramos cambios que permitieran a las personas con mascotas viajar al extranjero de forma más fácil y barata, a la vez que mantenemos nuestro alto nivel de protección contra las enfermedades de los animales.”

Bajo el Plan de Viaje de Mascotas, los animales de la UE y otros países con fuertes sistemas veterinarios (países listados que no pertenecen a la UE), como los EEUU y Australia, tendrán que estar vacunados contra la rabia y esperar 21 días antes de realizar el viaje.

Los animales de los países que no pertenecen a la UE no listados, como la India, Brasil y Sudáfrica, estarán sometidos a unos criterios más estrictos. Éstos incluyen vacunación contra la rabia, un análisis de sangre y tres meses de espera después de dicho análisis antes de poder entrar en el Reino Unido.

Todos los perros tienen que estar tratados contra la tenia hasta cinco días antes de entrar en el país. Los dueños de los animales que quieran viajar al extranjero con sus animales tendrán que consultar con su veterinario los pasos a seguir un tiempo antes de viajar como parte de una buena práctica de salud animal.

Irlanda y Suecia también equipararán sus normativas para viajar con animales con el resto de la UE desde el 1 de enero.

Casas de acogida

La acogida es quizás una de las acciones más difíciles en las que puede colaborar un voluntario, ya que te
una vez te llevas el animal a casa si es un cachorro le enseñas y lo ves crecer, si son mayores igualmente
te encariñas, desconociendo el tiempo que estará contigo y cuando llegará el momento de esa adopción
tan esperada pero tan triste por la separación.

Realmente hay que tener las cosas muy claras para ser casa de acogida, por suerte existen voluntarios
que realizan este trabajo a conciencia y en cuanto sale uno de su casa recogen otro y así sistemáticamente,
es muy importante esa colaboración ya que cuando el animal no puede quedarse en el refugio es por alguna
razón de peso, sea salud, miedo, vejez, etc.

Cada vez que acudes a la protectora uno u otro te roba el corazón, tu inconsciente te dice : llevatelo a casa !!!
cosa que harías día tras día pero tenemos que ser realistas y no caer en la tentación a no ser que realmente
contemos con las condiciones adecuadas para poder ser “padres de acogida”.

Admiro y valoro a quienes pueden hacerlo, yo estoy segura de que una vez el peludo estuviera conmigo sería
un drama tener que entregarlo.

Fuente: Clara Carrillo Ubeda

Gossos i Petards

Ens Conta: Marta Calcerrada Artigas

Els gossos tenen por perquè de petits posen “etiquetes” als estímuls. Una “etiqueta positiva” serà aquella que el gos hagi relacionat amb alguna cosa bona, com poden ser premis, carícies, premis amb la veu dels seus amos, etc., i per tant el gos, cada cop que vegi l’estímul (o el senti, o l’olori), anirà i s’acostarà cap a ell. En el cas dels petards i els trons no és el que més interessa, perquè si s’hi acosta pot patir algun mal i llavors canviar d’etiqueta positiva a “etiqueta negativa”, que és aquella que el gos hagi relacionat amb alguna cosa dolenta, com mal físic, crits, por d’altres persones o animals, etc. El gos tendirà a allunyar-se d’aquell estímul negatiu. Per últim, una “etiqueta neutra” és aquella que el gos relaciona amb la normalitat; quan rep l’estímul no té premi però a la vegada tampoc obté cap càstig, etc. Quan rebi l’estímul, ni s’acostarà ni s’allunyarà d’ell, simplement actuarà amb normalitat (hem de pensar que si és un petard que li cau al costat s’endurà un susto i llavors s’apartarà, però això no vol dir que tingui fòbia ni res semblant).

En el cas dels petards i dels trons, ja que són estímuls que el gos no pot evitar fàcilment, és que els hi posi l’etiqueta neutra. Això voldrà dir que quan senti un tro, la pluja, l’olor a pólvora o el so d’un petard, ni anirà a intentar jugar o a explorar cap a ells, ni tindrà por. Simplement els sentirà com a coses quotidianes.

Quan els gossos són adults totes aquestes etiquetes ja les tenen posades, així que si el nostre gos ha posat l’etiqueta negativa als petards i als trons, actuarà amb por. La por té diversos graus: l’estat inicial de nerviosisme quan comença l’estímul o just abans de començar, però que ja el perceben és l’ansietat. Després vindria la por, amb les seves reaccions fisiològiques dins de la normalitat. Els dos graus més intensos són la fòbia (molta por, exagerada) i el pànic (el gos arriba a vomitar, defecar, etc., en presència de l’estímul).

Així que què podem fer per solucionar la por dels nostres peluts? Si ens agafa desprevinguts (adoptem un gos el mes abans de St. Joan, o no hem pogut treballar res d’educació amb ell durant l’any, etc.), podem pal•liar els efectes de l’estímul duent a terme una sèrie de mesures per a que el gos se senti segur dins de la por que té, i pugui refugiar-se.

La procedencia de los huevos según su etiquetado

La vida de las denominadas gallinas ponedoras empieza en una incubadora en una granja. Los machos, que suponen la mitad de los que nacen, no sirven para el negocio de los huevos y son demasiado pequeños para comerciar con su carne, por lo que los tiran a la basura para asfixiarlos o los echan vivos a unas trituradoras llamadas “picadoras”.
Cuando las hembras están en edad de poner huevos, entre las 16 y 18 semanas, las trasladan a la granja de gallinas, donde vivirán en jaulas apiladas hasta el techo durante toda su vida: es lo que se llama “gallinas de batería” y se estima que constituyen el 80% de las gallinas ponedoras en todo el mundo. Estas jaulas tienen el suelo en desnivel, de forma que el huevo rueda hasta una cinta transportadora camino del siguiente paso de producción. En estos habitáculos, cada animal dispone de una superficie similar a la de medio folio de papel.

En 1940, la producción anual de una gallina era de 134 huevos. Actualmente, la cifra ha ascendido hasta más de 260, fruto de las manipulaciones genéticas y ambientales que se han llevado a cabo para duplicar la producción. Esta puesta intensiva es completamente antinatural. El hacinamiento extremo y las condiciones artificiales generan múltiples problemas, como pueden ser daños, lesiones y cortes en todo el cuerpo; atrofia muscular; deformación de extremidades; osteoporosis y fracturas. Por si esto fuera poco, les cortan un trozo de pico para minimizar los daños que se producen unas a otras al picarse como forma de combatir el estrés.
Estas instalaciones, en las cuales las gallinas no pueden desarrollar su conducta natural, estarán prohibidas en toda la Unión Europea en 2012.

Como consumidores, podemos elegir qué tipo de huevos llevamos a nuestra mesa fijándonos en el código que viene impreso en los mismos.

El código 0 identifica a los huevos de producción ecológica. Las gallinas se crían en libertad y están alimentadas con pienso sin insecticidas y no transgénicos, además de disfrutar de un amplio espacio interior y exterior según el reglamento 2092/91.

El código 1 identifica a los huevos llamados camperos. Las gallinas están alimentadas con pienso tradicional y viven en naves con acceso al exterior.

El código 2 identifica a los huevos de gallinas criadas en suelo. Gallinas alimentadas con pienso tradicional que viven en naves sobre el suelo, sin acceso al exterior.

El código 3 identifica a los huevos de gallinas criadas en jaula, las anteriormente descritas.

En nuestra mano está contribuir, con un simple gesto, a la mejora de la calidad de vida de nuestros animales.

Fuente: Texto extraído de Fundación Altarriba, www.altarriba.org

Excelente campaña en contra de la venta de cachorros, piensatelo mil veces antes de comprar

Campaña publicitaria que incita a NO comprar cachorros en tiendas ni por internet, mostrandonos el lado oscuro del negocio. La vida que llevan estos animales encerrados día y noche y su única función parir camada tras camada, hasta que sus cuerpos débiles ya no pueden más.
En todos nosotros esta educar y difundir, no ser cómplices de este negocio, hay miles de perros y gatos abandonado en protectoras, fruto de la cría indiscriminada, esperando un hogar que la mayoría de las veces no llega. Comprar es fomentar el negocio de estos inescrupulosos y directamente seguir contribuyendo al sufrimiento de seres indefensos.

(Oscar’s Law- Don’t buy puppies from pet shops)

Refugio para los Gatos de la Calle

NOS COMPARTE Cristina Arnal

El poder aislante del corcho blanco hace que sea un material perfecto para hacer refugios que protejan a los gatos de la intemperie. Son casetas baratas, sencillas, eficaces e ingeniosas. Pero, sobre todo, son una demostración de amor y solidaridad hacia los sufridos gatos de la calle, y en este post te enseñamos a hacerlas, paso a paso.

MATERIAL NECESARIO:
Lo primero que necesitas son las cajas de poliestireno expandido. Han de ser de este material por su capacidad de aislar del calor exterior y, a su vez, de guardar el calor en el interior. Por lo tanto, resultan ideales para que los mininos no se mojen cuando llueve, y su uso tiene más sentido en cualquier lugar con climas extremos, ya sea verano o invierno.
Una vez conseguida la caja necesaria, como mínimo, para hacer una casita (las hay quintuples, cuadruples, triples, dobles e individuales), ya casi tienes todo el material, tan sólo precisarás agenciarte tres cosillas más: un buen rollo de cinta de precintar, pegamento o cola y un cutter. Y eso es todo. ¿Que no encuentras las cajas? Busca ayuda al final del post.

CÓMO HACERLAS: Tarea fácil y entretenida, voluntarios de la asociación Canis&Felis nos explican el paso a paso. Nadie mejor para guiarnos, pues fueron ellos quienes inventaron estos curiosos refugios en su intento por preservar a sus gatos gaditanos del invierno y de los temporales costeros, con terribles lluvias, frío y viento:
Forrar por dentro y por fuera: Para construirlas las hemos forrado por dentro y por fuera con precinto, para hacerlas mas resistentes, ya que los gatos pueden arañar el corcho con las uñas, y tambien para sujetar la tapa y tapar fisuras. En el caso de usar mas de una nevera, pues para unirlas unas con otras.